Header logo

Haz de tu café el mejor momento de la mañana

Sabemos que no todos toman café, también sabemos que muchos no preparan una buena taza porque están acostumbrados a pasar por una cafetería antes de llegar a la oficina. Tal vez sea la forma en que tu barista prepara tu café o simplemente adoras la idea de visitar un lugar distinto todos los días. ¿Hace cuánto no lo haces? ¿dos semanas? ¿Un año? ¿No es cierto que parece una eternidad?. Como no tenemos certeza de cuándo regresaremos a esa rutina, podemos darte algunos consejos para que hagas de tu cocina una zona de café de primera. 

  • Consigue café natural. Trata, en lo posible, de evitar el café torrefacto. Siempre vas a obtener un mejor sabor de un producto que no ha sido industrializado y adicionado con azúcar. Tu café tendrá mejor sabor si compras el grano entero y lo mueles en casa por cada taza que vas a tomar. 

  • La base principal de un buen café es el agua. Ten cuidado con la calidad de la misma ya que puede afectar el sabor si no es la adecuada. La temperatura también depende de tu gusto. Pon a hervir el agua en una olla muy limpia. Justo antes de que el agua empiece a burbujear, aparta la olla del fuego. 

  • Es el momento de agregar el café al agua, regresar a un fuego lento y dejarlo reposar. Usa la cantidad de café de tu preferencia. Un tip muy bueno para obtener una textura cremosa es agregar un poco de aceite de coco. 

  • Aunque no lo creas, la taza es primordial. Una buena taza puede hacer de tu café algo más placentero… no está de más escoger una que combine con tu personalidad. 

Es sencillo obtener el mejor sabor con simples utensilios en tu casa. También es cierto que no obtendrás el mejor sabor desde la primera vez pero te aseguramos que éste mejorará con la práctica. ¡Disfruta de tus mañanas y de tu momento de café!